domingo, 30 de noviembre de 2014

L'esprit de l'escalier (vía @Arzuken).

Te fallé (supongo), quiero decir: te enseñaron a pensar así.
He aquí mi victoria, aunque ambos huimos
y en su día me sentí vencido.
Tú.
Víctima de tus putas expectativas
criterios
opiniones
prejuicios
planes
cuentos
y utopías que no creías hasta que me tocó el premio por visitante nºX.
- me habría quedado, joder. Incluso a kilómetros de ti. Aunque siempre pensé que la distancia es la vía fácil.-
Esa lluvia de morteros,  cada disparo silbando
al son del peroperoperoperopero.
[Recargando]
¿Sabes?
No te pedía unas medidas de escándalo
- y las tenías-.
No buscaba una sonrisa demoledora
-y fue K.O. al primer round con ese diente torcido-.
Poco me habría importado sacarte dos cabezas
- y te reíste de Babel y Etementaki-.
Solo tu lengua resultó ser tan afilada como tu ingenio.
No vacié bolsillos, no quemé rueda
ni mis pies por la Fortaleza Roja
para hacer escala en tus lunares con la lengua
y desaparecer.
Pero primó la presión social, las prisas y el pedir la Luna
sin saber qué hacer con ella.
No hubo fuerza para sostener lo nuestro, descarriló.
Fuiste de cristal, princesa
y a mí siempre me gustó andar descalzo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario